Hoy, tras su registro en el Congreso

El GPP presenta enmiendas al Fondo de Sostenibilidad Eléctrico para “frenar sus lesivas consecuencias sobre las familias, pymes, autónomos y la España rural”

Pide la suspensión de la aplicación del Fondo hasta que no esté aprobada la Directiva Europea sobre fiscalidad Energética

El portavoz de Energía del GPP, Juan Diego Requena asegura que el Fondo es “un instrumento ideológico de la vicepresidenta Ribera para atacar a aquellos sectores que no están en su agenta sectaria”

La portavoz de Reto Demográfico del GPP, CarmenNavarro Lacoba, explica la enmienda que solicita que “el Gobierno deje exento de este Fondo a los municipios de menos de 5.000 habitantes y con una densidad de población inferior a 300 habitantes por kilómetro cuadrado”

El Grupo Parlamentario Popular ha registrado hoy más de una veintena de enmiendas al Fondo Nacional de Sostenibilidad Eléctrico con el objetivo de “frenar las lesivas implicaciones que tendrá sobre la economía de las familias, pymes, autónomos y la España rural”. También daña a sectores como la agricultura, silvicultura, ganadería, pesca, el transporte por carretera, la industria electrointensiva y la industria en riesgo por fuga de carbono.

En este sentido, el portavoz de Energía del GPP, Juan Diego Requena, ha denunciado que “este Fondo es un instrumento ideológico más de la vicepresidenta Ribera para atacar a aquellos sectores que no están en su agenda sectaria”.

Por ello, el Grupo Popular, a través de una enmienda, pide la suspensión de la aplicación del Fondo hasta que no esté aprobada la Directiva europea sobre fiscalidad energética, ya que si la Unión Europea va a unificar una política fiscal en esta materia no podemos distanciarnos de lo que va a hacer el resto de Europa.

“El Fondo no es para bajar la factura de la luz, es para castigar y subir el precio del resto de consumos energéticos, sobre todo, de la España rural, del transporte, de la industria o de la agricultura”, ha asegurado Requena, quien ha considerado que “no se deben financiar las energías renovables, cogeneración y residuos de alta eficiencia del pasado ni cumplir con los compromisos de pago de la retribución específica poniendo en peligro sectores estratégicos de nuestra economía, sino con los Presupuestos Generales del Estado”

También ha señalado que el Fondo pone en riesgo las compensaciones que reciben las empresas por consumir un producto energético ya que no pueden ser Ayudas de Estado, por lo que el GPP ha propuesto que las compensaciones sean exenciones al Fondo.

Por su parte la portavoz de Reto Demográfico del GPP, Carmen Navarro Lacoba, ha señalado que “el Fondo Nacional de Sostenibilidad del Sistema Eléctrico, tiene impactos directos sobre la España rural”, por lo que ha exigido al Gobierno que deje exento de este Fondo a los municipios de menos de 5.000 habitantes y con una densidad de población inferior a 300 habitantes por kilómetro cuadrado, tal y como define EUROSTAT.

“No podemos compartir la puesta en funcionamiento de un Fondo que pone en el punto de mira a la España de interior y rural, que castiga a la agricultura y la ganadería, y que pretende subir el precio de combustibles para el transporte y el sector primario”, ha asegurado Carmen Navarro Lacoba, quien ha afirmado que “no se puede buscar la electrificación de la economía si la España rural no está preparada, por eso el GPP pide la exención de los sectores no electrificables”.

Por último, el Grupo Parlamentario Popular ha recordado su alternativa para rebajar la factura de la luz un 20% con una reforma fiscal y legislativa que no va contra ningún sector, ni va contra la competitividad de nuestras empresas, sino que va en favor de las familias, de las pymes y autónomos.

X

Política de Cookies