Recuerda que la Comisión Europea reclama a los Estados miembros que el análisis de Covid-19 en aguas residuales cubra a una “parte significativa” de la población y que se implante un sistema de rastreo en todas las ciudades de más de 150.000 habitantes

El GPP pide a Sánchez que extienda a toda España el control de aguas residuales para luchar contra la pandemia, como hace Madrid

Recuerda que la Comisión Europea reclama a los Estados miembros que el análisis de Covid-19 en aguas residuales cubra a una “parte significativa” de la población y que se implante un sistema de rastreo en todas las ciudades de más de 150.000 habitantes

 

El Grupo Parlamentario Popular ha registrado una Proposición no de Ley mediante la que insta al Gobierno a impulsar un proyecto de ámbito nacional para el rastreo del virus SARS-CoV-2 en las aguas residuales de todos los pueblos y ciudades, siguiendo el ejemplo de la Comunidad de Madrid, y en cumplimiento del desarrollo de los Objetivos de Desarrollo Sostenible sobre el agua y de la Recomendación de la Comisión Europea (Commision Recommendation on a common approach to establish a systematic surveilance or SARS-CoV-2 and its variants in wastewaters in the UE).

 

Para ello, el GPP solicita al Ejecutivo que promueva un acuerdo de colaboración entre el Ministerio de Ciencia e Innovación, el Ministerio de Universidades, el Ministerio de Sanidad, el Ministerio para la Transición Ecológica, y la Secretaría de Estado para la Agenda 2030, con sus contrapartes en los Gobiernos de las Comunidades Autónomas y de la Federación Española de Municipios Provincias, para poner en marcha, antes del 1 de octubre mandatado por la CE, un proyecto nacional que facilite métodos comunes en toda España para el muestreo, medidas y análisis de los datos recabados en el rastreo del virus SARS-CoV-2 en las aguas residuales, con el objetivo de asegurar que los resultados son comparables en toda España siguiendo los parámetros europeos.

 

En la exposición de motivos de la iniciativa, el Grupo Popular subraya que las personas infectadas comienzan a excretar el virus solo horas después de resultar infectados y varios días (o hasta semanas) antes de mostrar los primeros síntomas de la enfermedad, además los restos del virus en estas aguas no resultan contagiosos, por lo que el estudio detallado de las aguas residuales está llamado a convertirse en un eficacísimo indicador adelantado de la evolución de la pandemia.

 

Por ello, la Comunidad de Madrid presentó en marzo de 2021 su proyecto Vigía, para detectar Covid-19 en aguas residuales, ante la Asamblea de Naciones Unidas en el transcurso de una reunión sobre la implementación de los objetivos y metas relacionados con el agua, dentro del marco de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, evidenciando la importancia del agua, conectada a otros ODS, en la mejora del cuidado de la salud y el bienestar de las personas.

 

Un proyecto que, como recuerda la Proposición del GPP, dicha Comunidad puso en marcha en 2020, inicialmente como prueba en los grandes hospitales, después como estudio piloto en uno de los municipios de su región (Torrejón de Ardoz), posteriormente como un proyecto de sondeo, y finalmente lo extendió a un análisis semanal que rastrea a toda la población madrileña.

 

De esta manera, este modelo le sirve a Madrid como un sistema excepcional de alerta temprana para conocer cuál va a ser la evolución de la pandemia y adelantarse en la toma de decisiones sanitarias, reduciendo el impacto en la vida y la economía.

 

Asimismo, la Comisión Europea aprobó una Recomendación mediante la que insta a los países miembros a implantar sistemas nacionales de vigilancia de aguas residuales “a la mayor rapidez posible y, en todo caso, antes del 1 de octubre de 2021” para cubrir a “una parte significativa” de la población total del país y que, en todo caso, se instale un sistema de rastreo en todas las ciudades de más de 150.000 habitantes.

 

La Proposición del GPP está firmada por la vicesecretaria del PP Ana Pastor, el portavoz adjunto del GPP José Ignacio Echániz, la presidenta de la Comisión de Sanidad del Congreso, Rosa Romero, la portavoz de Sanidad del GPP, Elvira Velasco, la diputada del PP por Madrid, Pilar Marcos, y los diputados populares Carmen Riolobos, Juan Antonio Callejas, Elena Castillo y Teresa Angulo.

 

Por último, el GPP va a llevar esta Proposición no de Ley a su debate en el Pleno del Congreso y en las Comisiones correspondientes a los órganos gubernamentales implicados: Sanidad, Ciencia y Universidades, Transición Ecológica y Mixta de los Objetivos de Desarrollo Sostenible

X

Política de Cookies