En el Pleno del Congreso

“El PP pide que se nombre a un nuevo presidente del CIS que le devuelva el prestigio, la neutralidad y la imparcialidad que nunca debió perder”

José Antonio Bermúdez de Castro afirma que “la situación de Tezanos es insostenible y lo pensamos no por su ideología, sino por poner una institución, que es de todos, al servicio de una ideología, que es una cosa a bien distinta”

  • Subraya que “el CIS cuenta con los mejores profesionales de la investigación sociológica de España, a quienes no cuestionamos ni su trabajo ni su capacidad y que, desde luego, no son responsables del estrepitoso fracaso de esas encuestas, pues ese fracaso tiene un doble responsable: el señor Tezanos, que es quien dirige el CIS y quien ha decidido cambiar el método de estimación de resultados, y el Gobierno de Sánchez, que es quien le ha nombrado y quien todavía le sostiene”

  • Advierte de que “de tanto inflar al PSOE en las encuestas, el globo les ha estallado en Andalucía”

  • “Las encuestas electorales que hace ahora el CIS son ineficaces e inútiles para todo el mundo, menos para el PSOE, que se ve favorecido de manera obscena con el nuevo método de estimación de voto que ha impuesto el señor Tezanos, y eso no es causal ni improvisado”

  • • “¿Es que no ven que la crítica al CIS de Tezanos no es del PP, sino que es un clamor en los medios de comunicación y entre los expertos en sociología electoral?”

  • • “Seguir tuneando las encuestas a su favor va a terminar volviéndose en su contra y solo va a contribuir en el futuro a desprestigiar el CIS, y ese centro y sus magníficos profesionales no se lo merecen”

  • “¿Por qué el CIS no pregunta a los españoles si quieren que se convoquen ya elecciones generales? Hagan esa pregunta, y ya verán que su respuesta no va a sorprender a nadie, ni siquiera a ustedes”

El secretario general del GPP, José Antonio Bermúdez de Castro, ha señalado este miércoles en el Congreso que el presidente del CIS, José Félix Tezanos, “no debería seguir al frente del CIS por el daño que está causando a esa institución, y por eso les pedimos que nombren a un nuevo presidente que devuelva el prestigio, la neutralidad y la imparcialidad a dicho centro que nunca debió perder, porque esa decisión la aplaudirá la comunidad científica y también se la agradeceremos el conjunto de los españoles”.

En su intervención con motivo del debate de la interpelación del GPP a la vicepresidenta del Gobierno “para que explique por qué se incumplen los principios de imparcialidad, objetividad y neutralidad en la labor del CIS”, el dirigente popular ha señalado que la situación de Tezanos “es insostenible, y lo pensamos no por su ideología, sino por poner una institución, que es de todos, al servicio de una ideología, que es una cosa a bien distinta”. “¿De verdad piensan que es sostenible la posición del señor Tezanos?”, ha preguntado a la ministra Batet, señalando que “cuando se infla el globo en exceso termina por explotar, y eso es lo que les ha ocurrido: que de tanto inflar al PSOE en las encuestas, el globo les ha estallado en Andalucía, y ahora no saben cómo explicarlo”.

“Créanme cuando les digo que al GPP no le hubiera gustado tener que presentar y debatir esta interpelación”, ha señalado el dirigente popular, que ha subrayado que “siempre hemos creído que lo mejor para los españoles es que determinadas instituciones y organismos públicos estén alejados de la controversia política, lo hemos creído siempre, antes cuando gobernábamos, y ahora que ustedes, que no el pueblo español, nos han colocado en la oposición”. “Y entre esos organismos que deberían mantener la independencia y el rigor científico se encuentra sin duda el CIS, porque su función principal consiste en contribuir al conocimiento científico de la sociedad española”, ha afirmado Bermúdez de Castro, quien ha remarcado que “eso es el CIS, y esa función solo puede cumplirse desde la imparcialidad, la objetividad y la neutralidad”.

“Así venía trabajando ese organismo en los últimos años”, según ha recordado el dirigente del PP, “y ejemplo de ello es que hace meses en esta misma Cámara comparecía el anterior presidente del CIS, y todos los grupos coincidían en reconocer la independencia de dicho organismo; se calificaba dicho centro como faro de la investigación en España, como envidia de los investigadores de nuestro entorno y se felicitaba a su entonces dirección por su gran labor y por su competencia profesional”.

“Al CIS se le conocía por su acreditado prestigio y su base científica, no por su presidente, y hoy esta situación lamentablemente ha cambiado”, ha lamentado Bermúdez de Castro. “Hoy el CIS, con el señor Tezanos al frente, está siendo cuestionado y acapara titulares críticos en los medios de comunicación: patinazo, fiasco, ridículo, manipulación, farsa, vergüenza y burla, y podríamos seguir”, ha explicado, como ejemplo “de algunos de los adjetivos que los medios de comunicación han calificado a las encuestas del CIS”. “Y recalco los medios de comunicación, porque ayer la vicepresidenta del Gobierno en el Senado acusó al PP de realizar una campaña despiadada contra el CIS, pero estos adjetivos son titulares y editoriales de los medios de comunicación, no del PP”, le ha señalado el dirigente popular a la ministra Batet.

Para José Antonio Bermúdez de Castro, “el problema no son solo los titulares de prensa”. “El mayor problema es que en muy pocos meses se ha dilapidado todo el crédito de las encuestas del CIS, que eran una referencia fundamental para la sociedad española y también para el conjunto de las formaciones políticas”, ha añadido.

“Hoy ya nadie se cree esas encuestas y su fiabilidad se ha convertido en un auténtico auto de fe”, ha afirmado Bermúdez de Castro, quien ha añadido que “por no creérselas no se las cree ni tan siquiera el Gobierno, porque si se las creyeran hace ya tiempo que ustedes hubieran convocado elecciones”.

“Este -ha indicado- es el triste resultado de cinco meses de gestión del señor Tezanos”. “Un nombramiento que no estuvo exento de polémica, vaya por delante que nosotros nunca hemos dudado de su capacidad académica, pero lógicamente tendrán que entender que tuviésemos dudas acerca de su neutralidad política porque el señor Tezanos era, ni más ni menos, que el secretario de Estudios y Programas del PSOE, un cargo que además en un principio se resistió a abandonar, lo que desató un sinfín de críticas políticas y hasta editoriales de prensa”, ha explicado, “no era desde luego el mejor comienzo, pero con su actuación posterior podría haber despejado esas dudas a su favor”.

“Y sin embargo, ha ocurrido justamente todo lo contrario y hoy solo podemos hacer un juicio negativo a su actuación especialmente en lo relativo a las encuestas electorales que hoy son objeto de polémica e incredulidad para una gran mayoría de españoles”, ha manifestado.

“Y en ello me voy a centrar reconociendo la alta valoración que nos merecen otras actuaciones de dicho centro, desde su excelente catálogo de publicaciones, pasando por el resto de sus estudios, la presentación de libros o las becas de investigación”, ha remarcado. “Todo ello gracias a que el CIS cuenta con los excelentes, los mejores profesionales de la investigación sociológica de España, a quienes no cuestionamos ni su trabajo ni su capacidad y que, desde luego, no son responsables del estrepitoso fracaso de esas encuestas”, ha querido subrayar.

“Ese fracaso tiene un doble responsable: el señor Tezanos, que es quien dirige el CIS y quien ha decidido cambiar el método de estimación de resultados, y el Gobierno de Sánchez, que es quien le ha nombrado y quien todavía le sostiene”, ha advertido.

“Hay un principio en el ámbito de la sociología electoral en el que todos deberíamos estar de acuerdo, y ese principio es que la eficacia de una encuesta se mide por la capacidad de acierto en su previsión”, ha explicado. “Imagino que estarán de acuerdo, porque ese principio no es mío, ese principio lo afirmó en más de una ocasión en sede parlamentaria, el señor Vallespín, que fue presidente del CIS entre mayo de 2004 y mayo 2008, época en la que la actual vicepresidenta era también ministra de Cultura, es decir, formaban parte del mismo Gobierno”, ha añadido.

“Un principio que, por cierto, ha vuelto a repetir este fin de semana el primer presidente del CIS, Juan Díaz Nicolás, al afirmar que el prestigio del CIS se basa en acertar”, ha destacado. “Pues bien, partiendo de ese principio las encuestas electorales que hace ahora el CIS son ineficaces e inútiles para todo el mundo, menos para el PSOE, que se ve favorecido de manera obscena con el nuevo método de estimación de voto que ha impuesto el señor Tezanos, y eso no es causal ni improvisado”, ha subrayado.

“¿Y en qué consisten los cambios que ha hecho el señor Tezanos?”, se ha preguntado Bermúdez de Castro, para destacar que “muchos expertos en sociología electoral han escrito durante estos días en multitud de medios de comunicación y todos coinciden en lo mismo, y lo que voy a hacer es reproducir sus argumentos: Lo primero que ha hecho el señor Tezanos es cambiar, de forma abrupta y sin la más mínima justificación la metodología del tabrajo de campo de las encuestas lo que, entre otras cosas, va a impedir o dificultar la comparativa histórica de las llamadas series del CIS”.

“Ya me dirán ustedes qué beneficio tiene esto para la ciencia y la sociología, y se lo pregunto a usted, señora Batet, porque el señor Tezanos hasta ayer no se ha ofrecido a comparecer en esta Cámara”, ha señalado.

“Además, ha cambiado la fórmula de estimación de voto”, ha puesto de manifiesto, señalando que “su primera ocurrencia ha sido eliminar para hacer esa estimación a los indecisos, es decir, al voto más racional, por lo que a partir de ahora los barómetros mensuales ya no reflejan ni el sentir ni la voz de todo el cuerpo electoral, sino tan solo de una parte”.

“Pero es que, además, ha eliminado las variables que corregían los sesgos políticos e ideológicos de la muestra de entrevistas”, ha explicado Bermúndez de Castro, “y es ahí es donde está el mayor problema, porque en el conjunto de entrevistas del CIS hay una sobreponderación, una sobrerrepresentación de votantes de izquierdas que, a partir de ese momento, no se corrige y que se traslada directamente a las estimaciones electorales”. “Lo dicen todos los demóscopos -lean la prensa-, y así salen después las encuestas”, ha apostillado.

“Y un ejemplo de ello lo tenemos en el último barómetro del mes de noviembre”, ha asegurado, “pero vamos a ver si antes nos ponemos de acuerdo en otra cosa”. “Primer dado objetivo”, ha puesto sobre la mesa Bermúdez de Castro: “En las últimas elecciones generales del año 2016, la suma de votos de PP y PSOE en porcentaje electoral fue del 46%, y la suma de votos del PSOE, de Podemos con todas sus confluencias y de ERC fue también del 46,6%, y me refiero solamente a las fuerzas políticas que en esta Cámara tuvieron más de un 2% de porcentaje electoral”.

“Es decir”, ha explicado, “los dos bloques están equilibrados”. “Pues bien, para valorar los cambios de tendencia en voto que sea han producido desde las pasadas generales hasta aquí, lo lógico es que la muestra de entrevistas se aproxime a este equilibrio, no que sea matemáticamente igual, pero que se aproxima ese equilibrio al menos en dos variables: en recuerdo de voto y en autoubicación ideológica, dado que ahora no se corrige, tal y como dicen los expertos”.

“Pues bien, el resultado del último barómetro de noviembre en estas dos variables es que el porcentaje de entrevistados que recuerda haber votado a PSOE, Podemos o a ERC es también del 46%, exactamente el mismo resultado que se obtuvo en las pasadas elecciones generales, pero el recuerdo de voto de los que votaron a PP y C´s es solo del 30%, 16 puntos menos”, ha lamentado.

“Y en autoubicación ideológica es todavía más escandaloso, porque de cada 100 entrevistados, los que se consideran de centroderecha o de derecha son solo 22, mientras que los que se consideran de centro izquierda o de izquierda son del 60% -el triple-, y luego salen las encuestas como salen, porque ese sesgo no se corrige con el método Tezanos”, ha subrayado. “Y a esto Tezanos le llama ciencia, y la vicepresidenta ayer en el Senado le llama tecnicismos”, ha remarcado, “pero no, eso no es ciencia ni tecnicismos, eso es inflar a la izquierda y recortar a los demás, y eso es un engaño y una burda manipulación en las encuestas”.

“Y con esos precedentes, no me extrañan los errores de bulto de su encuesta en Andalucía, donde el CIS le daba 17 escaños más a las fuerzas de izquierda y 6 menos al PP”, ha dicho Bermúdez de Castro, “un fracaso estrepitoso, señores del Gobierno, que ha convertido a Tezanos en centro de crítica, en la opinión pública y en la publicada, y en pasto de memes en las redes sociales”.

“Me dirán que solo son encuestas, pero es que el CIS solo hace encuestas, y además lo hace con el dinero de los contribuyentes”, ha replicado. “Y para rematar la faena, la semana pasada se publicaron los resultados de un nuevo barómetro electoral, donde el PSOE no sufre ni el más mínimo desgaste, a pesar de lo que se le venía encima en las pasadas elecciones andaluzas”, ha subrayado, “y eso no se lo puede creer nadie; no hace falta ser un sociólogo para ello, ni el CIS se merece una encuestas con esa estimación”. “¿O está usted de acuerdo, señora Batet, en que lo importante en las encuestas no es acertar? ¿Entonces para qué se hacen? ¿Para equivocarse?”, se ha preguntado.

“¿Piensa que las críticas en determinados medios de comunicación que se han producido al CIS, como dice el señor Tezanos, solo obedecen a intereses de empresas demoscópicas? ¿Comparte con la actual dirección del CIS que el modelo que se ha venido aplicando con en las últimas décadas, con gobiernos de uno y otro signo, estaba más cerca de la magia y o la brujería que de la ciencia?”, ha seguido preguntado a la ministra Batet.

En el turno de réplica, Bermúdez de Castro ha señalado que “lo mínimo que se le puede pedir a una ministra es que escuche al interpelante, porque nosotros nunca hemos dudado de la capacidad académica del señor Tezanos ni nos importa su ideología, lo he dicho en tribuna y está en el Diario de Sesiones; le criticamos por su falta de neutralidad política y por su fracaso en las encuestas, porque las encuestas electorales y el prestigio del CIS se mide por sus aciertos, no por sus errores”.

“Ya veo, además, que no ha querido o no ha podido rebatir mis argumentos, y que tampoco ha querido contestar a las preguntas que le he realizado”, ha explicado. “No olvide que es el Gobierno el que se somete a control, no la oposición, pero lo peor de su intervención es que parece que no les importa lo que está ocurriendo en el CIS ni lo que está haciendo el señor Tezanos”, ha explicado, “pero nosotros no hemos presentado esta interpelación por capricho, sino porque el CIS está siendo protagonista estos días -y lo dicen los medios de comunicación, no el PP, lo dicen todos los medios-, por sus errores de bulto, no por sus aciertos”.

“Puedo entender que la vicepresidenta le ha soltado esta papeleta, pero después de su intervención nos ha dejado mucho más preocupados”, se ha dirigido a Batet, porque “no ha hecho ni la más mínima autocrítica, se ha dedicado a descalificarme, no sé por qué, y lo más grave es que no ha hecho ningún propósito de enmienda”. “¿Es que no ven que la crítica al CIS de Tezanos no es del PP, sino que es un clamor en los medios de comunicación y entre los expertos en sociología electoral?”, ha preguntado a Batet. “¿Es que el Gobierno no lo lee?”, ha vuelto a interpelar, pues “bajen ustedes un poco a la calle y lean la prensa”.

“¿No se dan cuenta de que la situación de Tezanos es insostenible? ¿Cómo puede defender que el CIS funciona con normalidad y que sus encuestas están hechas con rigor científico si no aciertan ni una?”, ha seguido preguntando a Batet. “¿Cómo puede decirme como único argumento que antes las encuetas del CIS se equivocaban, claro en 4 ó 5 escaños -lo ha dicho usted-, pero no en 17?” “Es que en Andalucía estamos en la peor estimación del CIS en su historia”, ha subrayado.

“No sé si usted está de acuerdo en que en las encuestas del CIS hay que eliminar a todos los indecisos y que no hay que corregir ningún sesgo en la muestra de entrevistas, pero yo solo le voy a decir una cosa: seguir tuneando las encuestas a su favor va a terminar volviéndose en su contra y solo va a contribuir en el futuro a desprestigiar el CIS, y ese centro y sus magníficos profesionales no se lo merecen”, ha remarcado Bermúdez de Castro.

“No sé si para tranquilidad de todos, ayer el presidente del CIS ha solicitado comparecer a petición propia en esta Cámara, pero eso suena a broma, porque está muy forzado por la presentación de esta interpelación”, ha puesto de manifiesto Bermúdez de Castro, que ha subrayado que esta solicitud a petición propia llega “después de seis meses de su nombramiento, y después de cuatro meses que el GPP en el Senado y en el Congreso le venimos reclamando que venga aquí a comparecer”. “Y esa es la forma que tiene el señor Tezanos de respetar el deber de rendición de cuentas y el control parlamentario, y me preocupa mucho, que para disimular el fracaso de las encuestas del CIS usted intente extender el desprestigio a todas las empresas demoscópicas de este país. La verdad es que no me esperaba un argumento tan poco elegante viniendo de usted y de una ministra del Reino de España”, ha añadido.

“Y es que esa parece que es su forma de hacer política”, ha advertido, porque “todavía no han entendido que una cosa es gobernar y otra ocupar el poder y la propaganda, y parece que en eso último ustedes son expertos, y para ello no les importa poner al servicio de su estrategia las instituciones que controlan e intentar neutralizar aquellas que no pueden controlar”. “No les importa ver hundida a la audiencia de TVE, sino que esté supeditada a sus intereses, y no les importa tampoco el desprestigio del CIS, sino que sus encuestas les den ganadores, aunque para ello haya que inflar artificialmente a su partido”.

“Y no les importa eliminar el Senado para fijar los objetivos de déficit o pretender restar competencias a la Mesa de esta Cámara para decidir por mayoría la ordenación del debate parlamentario si esas instituciones se interponen en su camino”, ha continuado manifestando. “Esa es su forma de hacer política, pero eso no es gobernar, y los españoles ya se han dado cuenta de ello, y si no se lo creen hagan una cosa: ¿Por qué el CIS no pregunta a los españoles si quieren que se convoquen ya elecciones generales?”. “Hagan esa pregunta, y ya verán que su respuesta no va a sorprender a nadie, ni siquiera a ustedes”, ha concluido.

X

Política de Cookies