Tras una reunión del Grupo Popular con los comités de empresa de Alcoa de A Coruña y Avilés en el Congreso de los Diputados

El GPP lamenta que la “irresponsable y sectaria” política industrial del Gobierno esté poniendo en riesgo ya 2.000 empleos

El Grupo Parlamentario Popular afirma que “las medidas de Sánchez son un cheque en blanco para una política energética que ha empeorado la competitividad industrial y ha destruido empleos”

  • “En diez meses de Gobierno de Sánchez, la factura eléctrica ha crecido un 5%, ha recortado las ayudas a la gran industria para compensar los costes de CO2 y se prevé un déficit eléctrico para 2019 de 450 millones”

  • Los diputados y candidatos al Congreso, Marta González, Jaime de Olano y Tristana Moraleja, y el secretario de Economía del PP, Alberto Nadal, trasladan a los comités de empresa de Alcoa sus propuestas para impulsar “una energía competitiva para crecer y crear empleo”

El Grupo Parlamentario Popular se ha reunido hoy con los comités de empresa de Alcoa de A Coruña y Avilés en el Congreso en el que ha lamentado la “sectaria e irresponsable” política industrial del Gobierno, que está poniendo en riesgo ya 2.000 puestos de trabajo por los EREs y cierres de las fábricas de empresas del sector electrointensivo.

En este sentido, el GPP ha recordado que “en diez meses de Gobierno, Pedro Sánchez ha incrementado la factura eléctrica en un 5%, ha recortado las ayudas a la gran industria para compensar los costes de CO2 en 118 millones y tiene un déficit eléctrico previsto para este año de 450 millones de euros, rompiendo la tendencia positiva de superávits que dejó el PP”.

“El Ejecutivo del PSOE lleva 10 meses adoptando medidas en el terreno laboral, fiscal y energético que han generado rigideces, perjudicado a nuestra industria y la creación de empleo, en lugar de preparar a España en el proceso de transición energética hacia una descarbonización de la economía”, ha señalado el GPP.

Lo que, para el Grupo Popular, son “un cheque en blanco para una política energética poco ambiciosa, que ha empeorado la competitividad de la industria, destruyendo empleos y que ha ideologizado y demonizado a algunas tecnologías”.

En dicha reunión del GPP con los comités de empresa de Alcoa de a Coruña y avilés en el congreso, en la que han estado presentes las número uno y dos del PP al Congreso por A Coruña, Marta González y Tristina Moraleja, el candidato del Partido Popular a la Cámara Baja por Lugo, Jaime de Olano, el número uno del PP al Senado por Asturias, José Ramón García Cañal, y el secretario de Economía del Partido Popular, Alberto Nadal, el Grupo Parlamentario Popular les han trasmitido sus propuestas que “implementan políticas sólidas y factibles, y que permiten una transición energética de manera inteligente y sostenible, minimizando el impacto económico sobre las familias y las empresas”.

Un ejemplo de ello es la eliminación de manera indefinida del impuesto sobre la producción eléctrica, que supone un 7% del precio, que el PSOE ha rechazado.

“Cuando el Partido Popular vuelva al Gobierno, asegurará una energía competitiva para crecer y crear empleo, ya que es clave para el bienestar de las familias, para que las empresas sean competitivas y se impulse el crecimiento económico y el empleo de calidad”, ha concluido el GPP.

X

Política de Cookies