En la Comisión de Economía y Competitividad

El PP celebra que la AIREF vea factible la senda de objetivos

Manuel Blasco recalca que los PGE para 2017 “son prudentes, verosímiles y constatan el cambio económico”

  • Insta a los grupos a aparcar las críticas “sin fundamento” a unas cuentas públicas avaladas por todos los organismos, y llama a la unidad para acometer las reformas pendientes

El diputado del GPP, Manuel Blasco, ha celebrado este miércoles en el Congreso que el presidente de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIREF) vea factible la senda de objetivos, desde “la independencia” de su cometido, sumándose de este modo al aval a las cuentas públicas para 2017 de un numeroso grupo de organismos internacionales.

En su intervención durante la comparecencia del presidente de AIREF, el parlamentario popular ha recalcado que las previsiones económicas del escenario macro que contemplan los PGE para 2017 reúnen dos características esenciales: “Son prudentes y verosímiles, y además constatan que algo ha cambiado en los últimos años (en la economía española)”.

Blasco ha puesto sobre la mesa la coincidencia del análisis de AIREF en materia de crecimiento con “todos los análisis públicos y privados, nacionales e internacionales” de organismos como el Banco de España (2,8%), que el BBVA eleva al 3%, o el FMI (2,6%), que además ha hecho una previsión muy notable “de crecimiento constante” para la economía española hasta 2021, coincidiendo con la previsión del Gobierno en su Actualización del Programa de Estabilidad 2017-2020.

El parlamentario popular ha enfatizado que si existen riesgos en cuanto a la evolución del PIB siempre son riesgos al alza -“bendito riesgo”, ha ironizado-, pues cada uno de los organismos anteriormente citados “elevan la previsión de crecimiento” haciendo buena “la prudencia” de dichas estimaciones tanto en ingresos como en gastos, lo que constituye un pilar clave para la confianza “de los españoles y los empresarios que quieren invertir, para las personas que buscan un empleo o para quienes desean un empleo público”. “El hecho de querer cumplir el objetivo de déficit implica que las previsiones son ciertas”, ha apostillado.

Según ha recordado Blasco, España pertenece “a un club como la UE, que exige rigor y el cumplimiento de la palabra dada”, y allí recuerdan aún, ha lamentado, las previsiones que gobiernos anteriores “enviaban y no se cumplían, o lo hacían a la baja”, destacando “la clara diferencia entre las previsiones prudentes, y también creíbles (del actual Gobierno), respecto a lo que se estaba acostumbrado”. “Hay una clara diferencia también -ha precisado- entre destruir miles y miles de empleos a crearlos, igual que hay una clara diferencia al pasar de tener las Administraciones Públicas más morosas de Europa, que al no pagar contribuyen a aumentar el desempleo, a que estén saneadas”.

Del informe elaborado por AIREF, Blasco ha querido hacer hincapié en el hecho de que “la composición del crecimiento se apoya en el mayor vigor de la demanda interna, que está siendo el motor de nuestra economía junto con la contribución positiva del sector exterior”, resaltando el hecho de que se mantenga el “muy elevado” ritmo de crecimiento del consumo privado, por encima del 3%, a medida que se desvanecen la incertidumbres económicas tanto en el interior como en el exterior.

“El cumplimiento de los objetivos de déficit es el principal cumplimiento que adquiere España ante los socios europeos -ha proseguido Blasco en su intervención-, no porque la austeridad en el gasto sea buena por sí misma, que es una cuestión que compartimos con todos, sino porque la austeridad es la base del crecimiento y del empleo”.

Por todo lo esgrimido con anterioridad, Blasco ha destacado los efectos positivos de un presupuesto que refuerza la senda del crecimiento y del empleo: “El crecimiento va a la inversión empresarial, la inversión empresarial crea empleo, las familias encuentran un empleo y cada trabajador que encuentra un empleo empieza a cotizar, y mantener la senda de crecimiento es fundamental para la creación de empleo, pues debemos pensar en los 500.000 ciudadanos que pueden encontrar un puesto de trabajo cada año hasta 2020, con el objetivo de llegar a los 20 millones de puestos de trabajo en esa fecha”, lo que contribuirá a garantizar el estado del bienestar y el pago de las pensiones.

Finalmente, Blasco ha llamado a “no caer en el triunfalismo” porque el Gobierno y el PP “queremos ser prudentes y verosímiles como los PGE”, pese a que “sabemos que seremos la nación que más crezca de los países occidentales por las reformas hechas”, al tiempo que ha invocado la unidad para “seguir trabajando juntos”, sin realizar críticas sin fundamento, a la hora de acometer las reformas económicas pendientes, como el Plan Nacional de Reformas “con medidas a corto y medio plazo”, la reforma de la financiación autonómica y local, la mejora de los salarios, a través de un amplio acuerdo de los agentes económicos y sociales, así como la reforma del sistema de pensiones y la reforma de la Ley de Educación, a fin de fortalecer aún más la economía y el estado del bienestar.

X

Política de Cookies