Mario Garcés insta al Gobierno a anunciar ya “cuándo y cómo” se va a producir el incremento fiscal en España.

El portavoz adjunto del GPP denuncia que mientras sigue sin reconocer la inminencia de la subida masiva de impuestos, el Ejecutivo “juega al minifundismo y a la fragmentación tributaria”

Exige al Gobierno que no acelere la aplicación del impuesto de transacciones financieras “por cordura, por lógica y por no ser unos marcianos en la UE”

Advierte de que “cuando un Estado unilateralmente impone un tributo fuera de la órbita homogeneizadora del resto de países de la OCDE o de la UE nos volvemos poco competitivos”

Recalca que la aplicación al margen de la UE del nuevo impuesto de transacciones financieras supone un incremento de los costes de capital que “empeora la inversión, el nivel de crecimiento económico y el empleo”, pero que además “supone un incremento del coste de la transacción y un desincentivo a muchos ahorradores que quieren invertir”

Avisa de que dicho tributo “nacerá con una vigencia de un año y con un problema de aplicabilidad y escasez recaudatoria que llevará a una recaudación pírrica, que no se corresponde con los cálculos del Gobierno”

Desgrana las 14 enmiendas presentadas por el GPP para, entre otras cosas, “mejorar la neutralidad del impuesto para eliminar la referencia a las obligaciones y a los bonos convertibles y canjeables o para que se dote de mayor seguridad jurídica a la figura del sustituto”

Defiende que cuando el centroderecha ha gobernado en España, “a diferencia de las siniestras”, ha garantizado los derechos civiles, sociales y económicos: “Ustedes asumen los cargos para no ejercer las cargas”

X

Política de Cookies