En rueda de prensa en el Congreso de los Diputados

El PP dice que “el famoso giro social del Gobierno socialista en los PGE se estrella contra un muro y queda en nada”

Jaime de Olano y Carlos Floriano explican que la subida del 1% del gasto social “se debe principalmente a la subida de las pensiones aprobada por el anterior Gobierno del PP, y que PSOE y Podemos votaron repetidamente en contra”

  • “El anterior Gobierno del PP aumentó el gasto social al tiempo que se bajaban los impuestos a las rentas medias y bajas, mientras Sánchez mantiene el gasto social al tiempo que sube el impuesto del diésel y las cotizaciones a los españoles”

  • Los portavoces adjuntos del GPP señalan que los PGE de Sánchez “no son los que necesitan los españoles, sino los que necesita Sánchez para seguir en La Moncloa”

  • “La estancia de Sánchez en La Moncloa la vamos a pagar desgraciadamente los españoles de nuestros bolsillos con subidas de impuestos y con menos empleo”

  • “Si en 2009 Zapatero y Solbes negaban las alarmas que existían sobre una desaceleración en la economía y el empleo, hoy lo hacen Pedro Sánchez y Pablo Iglesias”

  • Sobre el déficit de unas cuentas públicas con más gastos, impuestos y deuda: “Es imposible que un pie del número 42 encaje en un zapato del 36”

Los portavoces adjuntos económicos del GPP, Jaime de Olano y Carlos Floriano, han asegurado este viernes en el Congreso que “el famoso giro social a las cuentas públicas del Gobierno socialista se ha quedado en nada y se estrella contra un muro”.

En rueda de prensa en el Congreso de los Diputados, los dirigentes populares han señalado que los Presupuestos aprobados este viernes por el Consejo de Ministros “no son los que necesitan los españoles, sino los que necesita el señor Sánchez para seguir en La Moncloa viviendo a cuerpo de rey”.

Paga la factura a los comunistas e intenta pagar las facturas que le exigen los secesionistas, olvidando que además de la factura económica le seguirá una factura política en forma de excarcelaciones e indultos”, ha señalado Floriano.

“A consecuencia de ese precio que tiene que pagar”, ha explicado el portavoz adjunto del GPP, “resulta que la economía española va a crecer menos: la segunda bajada de crecimiento desde que el PSOE está en el Gobierno”. “Hay, por tanto, una desaceleración económica reconocida por el propio Gobierno y que va a tener su traducción en el empleo”, ha apostillado.

Es un Presupuesto con más gastos, más déficit y más impuestos”, ha detallado Floriano, que ha lamentado que “la estancia de Sánchez viviendo a cuerpo de rey la vamos a pagar desgraciadamente los españoles de nuestros bolsillos con subidas de impuestos y con menor crecimiento de empleo”. “Impuestos indiscriminados”, ha detallado, como el impuesto al diésel, “que van a pagar todos y cada uno de los españoles, asunto al cual no le ha dedicado apenas nada la ministra de Hacienda”, ha lamentado Floriano.

“Pone en práctica el Gobierno una política fiscal equivocada, más si se tienen en cuenta las previsiones y perspectivas económicas que tenemos en adelante”, ha continuado señalando. “Si al cuadro macroeconómico que se mandó a Bruselas se le dio la espalda por parte de las autoridades económicas de Bruselas, al ser imaginario en el ámbito de ingresos, gastos y déficit, esta previsión macroeconómica de la ministra pasa de ser imaginaria a ser una quimera presupuestaria”.

“El cuadro macroeconómico es una quimera, son unos Presupuestos quiméricos porque el nivel de gastos tienen que encajarlo no en el 1,8% del déficit, sino en el 1,3% de déficit que es el previsto y que es, además, el vigente por todas y cada una las autoridades reconocidas en esta materia”, ha asegurado.

“Por resumirlo”, ha sintetizado Floriano, “es imposible que un pie del 42 encaje en un zapato del número 36, y esto es lo que pretende hacer el Gobierno con el déficit”. “Es un Gobierno que intenta engañar, y eso es lo peor para la estabilidad y la confianza que es necesaria en la política económica, pero esto es lo que intenta Sánchez: engañar a los que tienen que aprobar los presupuestos y también a los españoles”.

Sobre el giro social del Gobierno socialista, Floriano ha vuelto a hacer hincapié en que se ha quedado en nada “pasando del 56% del gasto que dedicada el PP al 57% con una subida en el gasto mucho más importante”. Al final, ha resumido, “una montaña que parió un ratón o un ratón que parió una montaña”.

En este sentido, el portavoz adjunto del GPP, Jaime de Olano, ha explicado que ese pequeño crecimiento “se debe a la subida de las pensiones que ya había aprobado el Gobierno del PP en el anterior Presupuesto, al que PSOE y Podemos votaron repetidamente en contra, y a la subida del sueldo de funcionarios y equiparación salarial de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, también aprobadas por las anteriores cuentas del PP”.

Y todo ello, ha destacado Jaime de Olano, “con la diferencia de que el PP bajó los impuestos a las clases medias y bajas, como la rebaja del IRPF a las rentas inferiores a 24.000 euros, mientras el PSOE sube los impuestos al diésel y las cotizaciones que impactan en las clases medias”. “El PSOE hace todo lo contrario de lo que venía haciendo el PP y lo que recomiendan los organismos internacionales”, ha indicado el portavoz popular, quien ha advertido de que “subir los impuestos y las cotizaciones sociales hará a la economía menos competitiva”.

No ha existido el giro social que había anunciado el Gobierno”, ha concluido el dirigente popular, quien ha indicado que “desde el último Presupuesto del Gobierno del PSOE al último Presupuesto del Gobierno del PP -desde el año 2011 hasta el año 2018-, se había incrementado el gasto social (sin desempleo en 26.263 millones de euros)”.

Con estos Presupuestos, ha explicado el portavoz del GPP, “cada contribuyente tendrá que pagar más de 260 euros al año para que Pedro Sánchez se siga pegando una vidorra y esté todo el día subido al Falcon”.

ANTES ERAN ZAPATERO Y SOLBES, AHORA SÁNCHEZ E IGLESIAS
Por todo ello, Jaime de Olano ha concluido que “la rueda de prensa del Gobierno de hoy recuerda a la del año 2009 cuando Zapatero y Solbes decían que todo iba bien y negaban las alarmas que existían sobre una desaceleración de la economía y la creación de empleo”. “Si antes los protagonistas eran Solbes y Zapatero ahora lo son Pablo Iglesias y Pedro Sánchez”, ha subrayado.

Al igual que con el entonces Gobierno socialista, estos son unos “Presupuestos falsos”, como así reconoce la propia ministra. Según ha explicado el portavoz popular, el Gobierno incluye “5.000 millones más por ingreso de IVA en un mes trece que no existe”.

“Son unas cuentas falsas, un intento burdo del Gobierno de Sánchez de engañar a los españoles y a sus socios de moción de censura: independentistas, podemitas y proetarras, y a Bruselas”, ha asegurado.

Por último, Jaime de Olano ha lamentado “los efectos que han tenido solo los anuncios de las medidas que contenían los Presupuestos, como la bajada en la producción industrial del 3%, y los anuncios de despidos y EREs en plantas industriales”.

X

Política de Cookies