Mediante una Proposición de Ley del GPP

“El objetivo es lograr el equilibrio entre la lucha contra las especies exóticas invasoras y los aprovechamientos que se hacen de ellas”

Mª Teresa de Lara asegura que “hay que buscar soluciones que compatibilicen la protección del medio ambiente, en la forma que la sentencia del Tribunal Supremo dispone, con la protección de la actividad y el empleo de los sectores cinegético y piscícola, con especial incidencia en el mundo rural”

  • “Queremos compatibilizar la imprescindible lucha contra las especies exóticas invasoras con su aprovechamiento para la caza y la pesca en aquellas áreas que, al estar ocupadas desde antiguo, su presencia no supone un problema ambiental”

  • Recuerda que “la actividad piscícola factura más de 3000 millones de euros anualmente y que desde la aplicación de la Sentencia se ha producido el cierre del 25% de los establecimientos relacionados con ella, cerca del 60%de las piscifactorías, una caída de un 50% en las ventas de materiales de pesca y más del 70% en material náutico y embarcaciones”

  • “Desde el Grupo Parlamentario Popular siempre hemos mantenido que las actividades cinegética y piscícola, practicadas de forma racional y sostenible, aportan considerables beneficios no sólo sociales y económicos, sino también medioambientales y culturales”

La portavoz de Medio Ambiente del Grupo Parlamentario Popular, María Teresa de Lara, ha afirmado que “el objetivo de la modificación de la Ley es dotarla de cierta flexibilidad para lograr ese necesario equilibrio entre la lucha contra esta tipología de especies y los aprovechamientos que se hacen de ellas”.

“El Grupo Parlamentario Popular presenta hoy una Proposición de Ley que modifica la Ley de Patrimonio Natural y Biodiversidad, de 13 de Diciembre de 2007, con el único objetivo de establecer un régimen que permita una lucha eficaz contra el grave problema de las especies exóticas invasoras garantizando, a la vez, la coexistencia pacífica de las actividades de caza y pesca, actividades que pueden constituir aliados valiosos en el control o erradicación de esas especies”, ha aseverado De Lara.

La portavoz parlamentaria ha querido dejar claro que “en ningún caso, la modificación de la Ley de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad supone un retroceso en la lucha contra estas especies”. “Se limita a retrotraer la situación a la que existía antes de la Sentencia del Supremo, de tal forma que se permitía la caza y la pesca (en todas sus modalidades) en los territorios donde las especies incluidas en el Catálogo se encontraran asentadas antes del 2007(donde su erradicación es técnicamente imposible) y reforzar la lucha contra esas especies fuera de esos territorios, intentando su erradicación en zonas donde su aparición es más tempana y su eliminación a veces aún posible”.

Durante su intervención en el Pleno del Congreso en la defensa de la Proposición de Ley del Grupo Popular de Modificación de la Ley de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad, la portavoz del GPP ha explicado que “las especies exóticas invasoras son una de las principales causas de pérdida de diversidad biológica en el mundo”.

A su juicio, “en España, con su rica y variada biodiversidad, por su situación biogeográfica, ha sido, y es un problema de primer orden, tanto desde el punto de vista biológico, ambiental, como económico”. En este sentido, la dirigente del PP ha remarcado que esta cuestión ha sido abordada tanto en la Ley 42/2007 del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad como en los reales decretos desarrollados por el Gobierno y en las disposiciones adoptadas por las CCAA, competentes en exclusiva, de la gestión del medio ambiente.

NUESTRA PL ESTA ALINEADA CON EL REGLAMENTO EUROPEO
En este sentido, De Lara ha destacado que nuestra PL “está plenamente alineada con el Reglamento Europeo 1143/2014, de 22 de Octubre de 2014, sobre la prevención y la gestión de la introducción y propagación de esas especies”.

“Pretendemos impulsar la modificación de los artículos relativos a la prevención y control de las especies invasoras de la citada Ley, teniendo en cuenta las prescripciones del reglamento del Parlamento Europeo y del Consejo”, ha asegurado la dirigente popular.

Se trata, señorías, de buscar soluciones que compatibilicen la protección del medio ambiente, en la forma que la sentencia del Tribunal Supremo dispone, con la protección de la actividad y el empleo de los sectores cinegético y piscícola, con especial incidencia en el mundo rural.

“Pretendemos, ha dicho la portavoz del GPP, colaborar con las comunidades autónomas y dotar de cobertura jurídica a los sectores que, tras la sentencia del Supremo, cataloga como exóticas invasoras determinadas especies que son objeto de caza o pesca deportiva”.

CUATRO ASPECTOS FUNDAMENALES DE LA INICIATIVA POPULAR
María Teresa de Lara ha querido destacar cuatro aspectos de la Proposición de Ley: “la modificación que proponemos, tiene por objeto compatibilizar la imprescindible lucha contra las especies exóticas invasoras con su aprovechamiento para la caza y la pesca en aquellas áreas que, al estar ocupadas desde antiguo, su presencia no supone un problema ambiental”.

También, ha explicado que “la modificación que proponemos sigue considerando que aquellas especies para las que exista suficiente información científica, deberán ser catalogadas, pero se permitirá que en aquellas áreas ocupadas antes de 2007, año en que se promulgó la primera regulación en la materia, se podrán utilizar todas las modalidades de caza y pesca para su control o erradicación”. “Como requisito obligatorio las áreas deberán ser aprobadas, previamente, por las Comunidades Autónomas”, ha añadido.

Además, ha explicado que “la modificación propuesta pretende regular de una manera mucho más clara las actividades de acuicultura con especies catalogadas, como la de la trucha arco iris, cuya producción se destina en su gran mayoría a consumo humano, remitiéndose para ello al Reglamento de la UE”. “Se trata de un sector muy importante para el consumo de pescado fresco en España, con una producción en el año 2016 de 17.732 Tm y un valor de 90 millones de euros”, ha asegurado De Lara.

Por otra parte, ha indicado, “y con el fin de disminuir la presión de pesca sobre los tramos con trucha autóctona, se podrá permitir la suelta de truchas arco iris, en tramos concretos y con plenas garantías de que sus poblaciones no podrán asentarse”. “Cotos intensivos que, desde la publicación de la Sentencia del Supremo, prácticamente han desaparecido en su totalidad junto con las granjas que les abastecían, dejando de aportar más de 10 millones de euros en las zonas rurales en las que se ubicaba”, ha destacado la dirigente popular.

La portavoz del PP ha señalado que “pretender comparar especies como la carpa lleva más de 2000 años en nuestras aguas y el Black Bass, Lucio o Cangrejo Rojo llevan más de 70, con el mejillón cebra, el mosquito tigre, la avispa asiática, el caracol manzana, el camalote o el plumero de la pampa, entre otras, me parece, o ignorancia, o pura demagogia”.

Para María Teresa de Lara “eliminar la posibilidad de caza y pesca deportivas de las especies citadas, carpa, lucio, trucha arco iris, cangrejo rojo, black bass y arruí, salvo en el marco de campañas de control y erradicación, supone efectos económicos negativos para municipios rurales en los que estas actividades deportivas, turísticas y de ocio tienen una gran repercusión económica”. “Actualmente, existen un total de 93 explotaciones de trucha arco iris y cinco de cangrejo rojo repartidas por todo el territorio nacional”, ha añadido

Así, la diputada del PP ha indicado que “tenemos, por ejemplo, el caso del municipio sevillano de Isla Mayor, donde hay censados unos 250 pescadores de cangrejo rojo, el sector factura unos 20 millones de euros anuales, con el 85% de sus ventas orientadas al mercado exterior, y genera cerca de 200.000 jornales al año”. “No puedo imaginar que pretendan ustedes prohibir su actividad”, ha apostillado.

“PERSEGUIMOS SOLUCIONAR UN PROBLEMA SOCIAL SIN QUE SE MENOSCABE LA PROTECCIÓN DE LAS ESPECIES AUTÓCTONAS”
“La proposición de Ley persigue solucionar un grave problema social, pero sin que por ello se menoscabe la protección de las especies autóctonas y la lucha contra las especies exóticas invasoras”, ha destacado De Lara.

“Las modificaciones que aporta la iniciativa pretenden el mantenimiento de las actividades que se han venido desarrollando tradicionalmente sin causar un problema ambiental relevante, contribuyendo de este modo a la economía y a la fijación de empleo en esas áreas, ubicadas la mayoría de las veces en zonas rurales deprimidas, en las que ha sido una alternativa muy eficaz para la fijación de población en las mismas”, ha afirmado la portavoz del GPP, quien ha advertido que “esa despoblación del mundo rural que parece preocupa a todos los grupos parlamentarios, y digo parece porque en numerosas ocasiones algunos, con su voto, no hacen nada por evitarla”.

Así, De Lara ha recordado que “desde el Grupo Parlamentario Popular siempre hemos mantenido que las actividades cinegética y piscícola, practicadas de forma racional y sostenible, aportan considerables beneficios no sólo sociales y económicos, sino también medioambientales y culturales; mantienen un alto compromiso con la conservación de las especies, tienen profundo arraigo en nuestras tradiciones y constituyen un sector económico con importante capacidad de generar renta y empleo en miles de pueblos que sin ellas estarían condenados a desaparecer”.

En este sentido, la portavoz del PP ha expuesto que “la actividad piscícola factura más de 3000 millones de euros anualmente y que desde la aplicación de la Sentencia se ha producido el cierre del 25% de los establecimientos relacionados con ella, cerca del 60%de las piscifactorías, una caída de un 50% en las ventas de materiales de pesca y más del 70% en material náutico y embarcaciones”.

Finalmente, la dirigente popular ha indicado que “estamos a la puerta del crecimiento social y económico del sector turístico de interior, que tanto han promovido, durante años muchas Comunidades Autónomas”.

“La adopción de posturas extremas y demagógicas, en el campo de la lucha contra las especies exóticas invasoras, carece de sentido cuando se sabe que las medidas adoptadas van a perjudicar seriamente a algunos colectivos y al mundo rural y, sin embargo, no tendrán eficacia real para la erradicación de esas especies, que llevan siglos o décadas en nuestro país, y cuya erradicación es técnicamente imposible”, ha concluido María Teresa de Lara.

X

Política de Cookies